DSC_0096

Ignacio Mariscal ofrece gran concierto de violonchelo

El violonchelista del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA) Ignacio Mariscal, ofreció un ameno concierto gratuito el pasado 27 de octubre en la Sala de Diálogos del Centro de Innovación y Educación (CIE), como parte de la serie de presentaciones que se ofrecen anualmente con el programa “Bellas Artes a todas partes”.

Previo a su concierto, tuvimos la oportunidad de platicar un poco con el maestro Mariscal, quien compartió con nosotros su experiencia profesional confesándonos que aunque inició tarde en la música clásica, ha destacado siempre por su empeño, disciplina perseverancia y talento.

“Yo inicié un poco tarde en la música ya en plan profesional, a los 21 años con el violonchelo y me di cuenta de que era mi verdadera vocación; porque por copiar o seguir la tendencia de todos los amigos yo iba para ingeniería y a última hora me decidí por el conservatorio, pero como era la última oportunidad me la pasaba 10 o 12 horas diarias estudiando. Cuando no cumplía mi dosis de horas de estudio me levantaba de 3 a 5 de la mañana para completarlo y gracias a ello gané tres veces consecutivas  el primer lugar en el conservatorio” compartió.

Aun cuando dejó todo para dedicarse de lleno a la música con solo 21 años de edad, Mariscal asegura que para él fue la mejor decisión, debido a que es un apasionado de su trabajo.

“Cuando es la vocación y cuando se paga el precio de realmente dedicarse a trabajar y estudiar. Yo digo que este trabajo es precisamente para no trabajar  y disfrutar muchísimo de la música y de este instrumento que me fascina” resaltó.

Durante su concierto, el Violonchelista deleitó al público con dos partes musicales muy interesantes. La primera trató sobre Lucia Álvarez, compositora mexicana que ha trabajado en varias producciones cinematográficas; y la segunda, sobre Johann Sebastian Bach, consagrado autor de la música clásica.

“El programa consta de una obra mexicana, de Lucia Álvarez, ella ha roto todos los records de los Arieles en el cine. Ha ganado seis Arieles en el rubro de la música, y compuso esta obra que es como una burla de los enamorados, los movimientos lo dicen todo, la compuso en 1992 y es la primera que voy a tocar. Después tocaré dos sweets de Johann Sebastian Bach que es el padre de la música, en una época en la que fue maestro de la corte, él compuso los conciertos que son una maravilla” comentó.